Jornada sin sobresaltos para el lote principal que cumplió este domingo el circuito en los Campos Elíseos, los últimos 108,4 kilómetros de la edición 108 del Tour de Francia, que dejó al ecuatoriano Richard Carapaz en el podio, como tercer mejor ubicado detrás de Tadej Pogacar, bicampeón, y Jonas Vingegaard.

Al ecuatoriano, como al resto del pelotón, le alcanzaba con llegar a la meta para asegurar el tercer lugar, una posición que ocupó durante las últimas etapas y que defendió en la contrarreloj de la etapa previa al final.

Más allá de un pequeño susto en medio del trayecto, en el que debió recibir asistencia médica por un problema nasal, Carapaz llegó con el lote principal, con igual tiempo que el ganador del día, el belga Wout van Aert (Jumbo-Visma) que se impuso en el esprint. El tiempo del ganador fue de 2 horas 39 minutos 37 segundos.

La Locomotora se ubicó en el puesto 88 de la etapa, sin consecuencias para un tercer lugar como líder de Ineos Grenadiers, escuadra británica que ocupó el cuarto lugar de la clasificación por equipos.

“Muy contento. Es una satisfacción muy grande el haber podido complementar este tercer lugar (...), este tercer lugar tiene mucho mérito”, dijo Carapaz en la previa de la jornada final.

Profesional desde 2016 con Movistar Team, el carchense suma logros importantes en el WorldTour, pero son destacados el título del Giro de Italia en 2019, el segundo lugar en La Vuelta a España 2020 y este tercer puesto en la Grande Boucle, estos últimos con el maillot de Ineos. Adicional un cuarto lugar de la Corsa Rosa en 2018, cuando también quedó como segundo mejor joven de la prueba. (D)