Aunque su público guayaquileño la conoce por interpretar covers de jazz en inglés y en español, el día en que la cantante Cristina Hernández sintió el llamado de componer una canción para su padre se preguntó qué género musical lo representaría a él.

Y su papá suena a rumba, a Carlos Vives, a Fonseca, a pop tropical. Y ese es el camino musical que inspiró a Cristina para El tiempo que tenemos, su primer tema como solista y que estará disponible este viernes, 31 de mayo, en todas las plataformas musicales.

Y para no desaprovechar el mes en que se celebra a papá, el video musical se estrenará el sábado 8 de junio, una semana antes del Día del Padre.

Publicidad

“Originalmente, la compuse en 2021. Y la primera vez que la toqué para mi papá fue muy especial porque la interpreté junto con mi hermano Carlos (de Sepia Jazz Trío). Fue algo muy íntimo, fue solo guitarra y voz”, contó a este Diario.

“Básicamente este tema narra una cronología en donde este personaje es un niño que va creciendo, se hace un joven, conoce al amor de su vida, se casa, se convierte en padre y luego en abuelo. Fue muy linda la manera en que pude crear esta cronología y el resultado es muy dulce”.

Este trabajo musical producido por José Andrés Pechiche Mena, le permitió también a Cristina conocer más acerca de la vida de su progenitor y las historias valiosas que considera que a veces se pasan por alto en la relación entre padres e hijos.

Publicidad

“Me pregunté qué tanto conozco yo a mi papá. Qué tanto le he preguntado acerca de sus juegos favoritos, de los miedos que sentía o de cómo se enamoró por primera vez o qué sintió cuando fue papá o la emoción de ser abuelo. Y dejo la inquietud de qué tanto estamos aprovechando el tiempo para conocer a nuestros seres amados”, relató.

A la voz de ella se unen Jorge Vega (percusión), Juan Ordóñez (batería), Joel Icaza (piano), Carlos Hernández (guitarra acústica), Allan Alfonso (bajo) y Pechiche (guitarra eléctrica). Chalo González, ganador del Grammy Latino por su trabajo en el disco Seis de Mon Laferte, se encargó de la masterización.

Publicidad

Así, la graduada de la carrera de Música de la Universidad Católica de Santiago de Guayaquil empieza la búsqueda de su sonido y voz en la escena musical.

“Estoy en un momento de exploración. No podría decir que solo soy una cantante de jazz o una cantante pop. Por ahora estoy siendo un poco camaleónica”, explicó.

También tiene escritas más canciones, incluida la de su mamá, para que no se ponga celosa.