Tengo 26 años y llevo dos con alergia al polvo y a los detergentes. Paso estornudando y la tos no se me quita. He tomado antialérgicos, y nada. Si me baño muy tarde, al día siguiente me levanto con la nariz tapada; si tomo cosas heladas, me da tos enseguida. No quiero que me pase algo más grave.

Pamela,

Guayaquil

Publicidad

Tener síntomas frente al polvo o algunos detergentes o irritantes del ambiente nos llama la atención, ya que puede tratarse de una enfermedad llamada rinitis alérgica. Es la inflamación de la mucosa nasal por algún alergeno, sean ácaros, cucarachas, pelo de animales u hongos.

En el caso de usted, es un cuadro típico de rinitis, pero sí resalta esa tos que no se quita. Recordemos que la tos también puede ser un síntoma sugestivo de secreción nasal que no consigue salir por la nariz, sino que se riega por la faringe, produciendo ese goteo posnasal que estimula la tos. Esto se llama síndrome de la tos de vías aéreas superiores.

Si solo tuviese esa rinitis, más la tos, habría que descartar un cuadro de asma asociado. Recordemos que el 80 % de los pacientes de asma tiene también rinitis alérgica.

Publicidad

Usted ha estado usando varios antialérgicos y no le han servido de nada. Usar jarabes y pastillas para tratar la alergia no es lo adecuado, pues solo alivian los síntomas inicialmente.

En este momento, pareciera que usted está sensible a todo, a los baños que se da tarde en la noche, a las bebidas heladas, y eso no es así. Generalmente, somos alérgicos a pocas cosas, y entre las más frecuentes son los ácaros del polvo de casa. Ahora mismo su nariz es un radar, pues su mucosa nasal está muy desgastada e inflamada por una sustancia alergénica, como el polvo, lo que hace que sea más sensible a muchas cosas en el ambiente.

Publicidad

No se preocupe, que no es grave, pero puede haber complicaciones como sinusitis, otitis y laringitis si no se trata. En algunos pacientes pueden desencadenarse cuadros de asma en el futuro.

Lo ideal sería que controle su cuadro de rinitis. El tratamiento no es difícil ni costoso. El pilar fundamental es el diagnóstico, colocarle nombre y apellido a su rinitis, si es alérgica o no alérgica, descubrir el desencadenante y comenzar el tratamiento adecuado.

Dr. Pablo Torres Córdova, alergólogo e inmunólogo.

Instagram: @drpablotorres.alergologo

Publicidad