El chef portovejense César Alarcón Zambrano y quien es gerente general del hotel San Marcos de la capital manabita fue quien lideró el grupo que facilitó los alimentos que esta tarde consumió el papa Francisco en el almuerzo brindado en el colegio Javier en Guayaquil.

A más de él, también colaboraron otros manabitas como Norma Fernández y otras jóvenes que, de acuerdo a información subida por Alarcón a la red Facebook, entrenó a 10 damas en atención de mesa, etiqueta y protocolo. “Cociné con propias manos apoyado y ayudado por Antonio Mirabá y las dos cocineras del colegio Javier”, indicó el portovejense en la red social.

Indicó que para prepararse a más de la sazón tuvo que estudiar su vida, gustos, preferencias y con la aceptación de los responsables establecieron un menú, que si bien lo calificó como sencillo, indicó que lo degustó satisfactoriamente.

A más de cebiche de camarón y caldo de gallina criolla también se sumaron los tradicionales dulces que se elaboran en varios cantones de Manabí. (I)