Con un desplome de entre el 90 % y el 95 % de su actividad debido a la pandemia del COVID-19 el sector importador de cerámica plana, compuesto por 130 empresas, suman una nueva preocupación.

Se trata de la Resolución Nro. MPCEIP-2019-0009-R, publicada en el Registro Oficial Nro. 88 de 26 de noviembre de 2019, a través de la cual el Ministerio de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca (MPCEIP) inició una investigación en materia de salvaguardia a las importaciones de cerámica plana.

El inicio de este proceso fue notificado al Comité de Salvaguardias de la Organización Mundial del Comercio (OMC) el 5 de diciembre pasado.
El ministerio había citado a las partes para escuchar sus alegatos para el 27 de marzo, pero esta reunión se suspendió. Recién se realizó, vía Zoom, el pasado 4 de junio. Los importadores aseguran que se propone aplicar una sobretasa arancelaria equivalente a la diferencia entre el valor $ 0.44/Kg y el valor CIF declarado por el importador.

Según argumentó el Ministerio ante la OMC: "se ha producido una pérdida considerable en la participación de mercado del producto nacional, al pasar de una participación del 76 % en el 2016 al 61 % en el 2018 y para el período enero-abril de 2019 redujo su participación en el mercado al 57 %".

Publicidad

La cartera de Estado añadió que en el año 2017 en relación al 2016 el crecimiento de las importaciones fue del 79 %, en el 2018 un 26% con relación al 2017 y en el 2019, de enero a abril, en relación al mismo período del 2018, el crecimiento fue del 28 %.

Sobre el desempeño de la producción nacional, también golpeada por la pandemia en los últimos meses, en volumen (miles Kg), aseguraron que hay un "comportamiento fluctuante" al pasar de un crecimiento del 11 % en el 2017 versus el 2016 a una reducción del 2 % en el año 2018, y en el período enero-abril 2019, se registra un crecimiento de 3 %, comparado con el mismo período del año anterior.

En cuanto a las ventas totales del sector, el Ministerio señaló a la OMC que crecieron en el 2017 en 2 % en relación al 2016, en el 2018 con relación al año 2017 cayeron el 9 %, y en 1,3 % en el 2019 (enero-abril) en relación al 2018.

Estos argumentos son rechazados por Pablo Arosemena, presidente de la Cámara de Comercio de Guayaquil, quien aseguró que en 2016 las importaciones de cerámica plana se redujeron drásticamente aproximadamente en un 50% debido a la imposición de las salvaguardias.

Hasta cuándo pretenden seguir SALVAGUARDANDO PRIVILEGIOS. Ya basta. Proteccionismo destruye el bolsillo ciudadano, trae más desempleo y mata la innovación. pic.twitter.com/TukKxWnPzm

Recordó que entre enero y marzo del 2015 se aplicaron dos medidas arancelarias, la salvaguardia cambiaria dispuesta a Colombia y Perú; y desde marzo del 2015 hasta junio 2017, se aplicó la medida por balanza de pagos. Según la CCG, las durante este periodo hubo una pérdida en la producción no petrolera de $1 450 millones para el país en general.

Sin embargo, reconoció que desde julio del 2017, luego del levantamiento de la medida, el sector se recuperó significativamente y las importaciones crecieron 88 %. Sin embargo, tuvo observaciones: "No obstante, es evidente que, si se toma como punto de referencia inicial un periodo de ventas bajas, el crecimiento luego de varios años será “alto”. Algo similar ocurrió en el periodo 2009-2010", aseguró el presidente de la CCG.

Publicidad

Para el 2019, dos años después de la eliminación de las salvaguardias, manifestó Arosemena, la importación de cerámica creció 7,9% anual.

Analizó que si se imponen salvaguardias una vez más al sector, el incremento sería casi del 100% en el precio de la cerámica más económica que compra el consumidor. agregó que también se verían afectadas las plazas de empleo que genera el sector. A nivel nacional los 130 importadores de cerámica emplean aproximadamente 3 mil personas de forma directa y 6 mil de forma indirecta.

Con Arosemena coincide la Asociación de Importadores de Cerámica Plana (Asimcep), gremio que aseguró que la cerámica importada de gama económica que se puede encontrar hoy desde $5.50 por metro cuadrado podría aumentar a $11 por metro cuadrado.

“La decisión de qué cerámica comprar, la deben tomar los consumidores, no el gobierno”, enfatizó Arosemena.