Con siete locales nuevos abiertos este año en cuatro provincias (tres en Guayaquil y uno en Durán, Quito, Caluma y Portoviejo) como logro durante este año, Almacenes Tía cumplió 61 años esta semana.

“El objetivo para el 2021 es cerrar con 10 tiendas nuevas. Además de los sectores y ciudades donde ya hemos inaugurado, apuntamos a seguir creciendo en Guayaquil y en cantones de la provincia de Orellana”, dice Noralva Rengifo, directora de marketing, quien añade que la inversión en el Ecuador es un eje clave de la compañía y en el año en curso se ha asignado un presupuesto de 11,1 millones de dólares a la construcción de nuevas tiendas para llegar a nuevos sectores y ciudades.

Además, por su aniversario Tía presentó el lunes 29 de noviembre (día de su aniversario) su campaña “61 años creciendo juntos”, que conmemora todos los momentos vividos a lo largo de las seis décadas. En su marco sorteará cuatro autos 0 km, 10 motos, 240 kits de electrodomésticos y 350 tarjetas de obsequio de $ 50. Sus clientes podrán participar por cada $ 5 de compras.

Rengifo expresó que la compañía está agradecida con todos los clientes que han permanecido fieles a la marca y a los que día a día se van sumando, y que reforzarán su compromiso de “seguir generando calidad, variedad y economía para los hogares ecuatorianos”.

Publicidad

“Otros motivos de celebrar son los desarrollos de servicios innovadores que nuestros clientes demandan en esta nueva realidad, como Catálogo Virtual, Aplicación Móvil, Botón de Pago y Retiro en Tienda desde la app”, indicó también la empresa en un comunicado.

Historia de la empresa

Hace 61 años se abrió en Guayaquil el primer local de Tía de la mano de los inmigrantes checoslovacos Kerel Steuer y Federico Deutsch, en la esquina de Chimborazo y Luque, donde aún funcionan sus oficinas centrales.

Seis décadas después, Almacenes Tía está en 22 provincias del país con 240 locales en 108 ciudades. Siendo dirigido en la actualidad por Grupo De Narváez. Además genera alrededor de 8.000 puestos de trabajo directos en tres regiones del Ecuador: Costa, Sierra y Oriente.

Tía se ha convertido en uno de los principales almacenes del país. Foto: Cortesía

Luego del primer local, un año después abrieron una sucursal en Quito, en las calles Guayaquil y Eugenio espejo. Veintitrés años después abrieron en Machala, provincia de El Oro, donde hoy tienen diez sucursales; y en 1987 a Portoviejo, en Manabí, donde hasta la fecha manejan 24 locales.

Respecto a la selección del nombre Tía, “en idioma checo, la palabra Te-Ta representa lo que en Sudamérica denominamos tía, aquel familiar generoso y afectivo que premia con regalos como símbolo de reconocimiento por algo bien hecho. El concepto fue ese, contar siempre con una Tía generosa”, explica la empresa.

Ahora como parte del negocio la empresa también tiene el proyecto de tiendas pequeñas con la marca Más Ahorro (35 tiendas), así como varias Plazas Tía, en la que reúnen sus supermercados con locales dedicados a otras actividades comerciales, desde bancos hasta restaurantes.

También ha desarrollado la venta por su sitio web (tia.com.ec) y el servicio de Tía a domicilio, que se vieron acelerados en su crecimiento por la pandemia.

Justamente en este escenario la empresa creó una de las iniciativas de las que está más orgullosa: el programa Unidos Alimentamos más Personas, en el que se trabajó en conjunto con el Banco de Alimentos Diakonía, con el apoyo de empresas públicas y privadas, que logró entregar dos millones de kilos de alimentos para alrededor de 250.000 personas; y le permitió a Tía el premio Superhéroes del Desarrollo 2020 en su tercera edición, organizada por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Rengifo también habló del papel tiene la responsabilidad social y la sostenibilidad dentro de la empresa: “Desde su perspectiva de sostenibilidad, Tía gestiona su programa de sostenibilidad El Efecto Tía, con el que impulsa su misión de potenciar el desarrollo social, ambiental y económico sostenible del país. El Efecto Tía guía el trabajo de la compañía para promover su propósito y se desarrolla en cuatro grandes ejes de acción: Comunidad, Equipo, Propuesta de valor y Planeta. Como la visión de sostenibilidad es transversal al negocio, todas las áreas de la organización tienen un rol en su desarrollo. Además, identifica y potencia la contribución a la Agenda 2030 de Naciones Unidas establecida en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)”. (I)