“La confianza brindada será devuelta con trabajo”, expresó Juan Zapata, quien fue posesionado la mañana de este lunes 26 de septiembre como nuevo ministro del Interior, en el Palacio de Carondelet, centro histórico de Quito.

El funcionario reemplaza en ese cargo a Patricio Carrillo, quien estuvo al frente de esa cartera por 177 días.

Zapata dijo que desde hoy se inicia la reestructuración de la Policía Nacional con un sistema de formación y educación. Añadió que están coordinando con Cancillería para buscar las mejores instituciones para la capacitación.

Publicidad

El flamante ministro pidió un voto de confianza a la ciudadanía y aseguró que encabezará una cruzada nacional por la unidad, tomando en cuenta los problemas de seguridad que afronta el país.

Juan Zapata será posesionado este lunes 26 como nuevo ministro del Interior; su reto va más allá de afrontar una crisis derivada del caso Bernal, según juristas

Sobre la familia de María Belén Bernal, la abogada que desapareció en la Escuela Superior de Policía y fue encontrada muerta a menos de cuatro kilómetros de este lugar, ofreció disculpas y argumentó que no habrá una verdadera justicia si no se logra encontrar al principal sospechoso del crimen: el teniente Germán Cáceres, cónyuge de la ahora occisa.

La noche del 23 de septiembre, el presidente Lasso, en cadena nacional, pidió la renuncia del entonces ministro del Interior, Patricio Carrillo, y le dio una semana al comandante de Policía, Fausto Salinas, para que entregue alguna información respecto a Cáceres, quien está prófugo. Y el sábado, el Ejecutivo designó a Juan Zapata como nuevo titular de la cartera del Interior.

Esta mañana, Lasso dijo que 214 “malos elementos de la Policía” han sido separados desde el 2021, en ese tiempo también lamentó que han muerto 26 policías defendiendo a la ciudadanía.

Publicidad

Reiteró el respaldo a la institución y destacó que se han realizado casi dos millones de operativos y desarticulado más de mil bandas.

Con los cargos del alto mando policial a disposición del Ejecutivo, ¿queda la Policía Nacional en acefalía?; hay opiniones opuestas sobre el tema

“El hecho registrado en la Policía no debe dañar el nombre de la institución, ha enlutado al Ecuador, lo más vergonzoso es que se pudo evitar. La muerte de María Belén Bernal no quedará en la impunidad y los culpables y encubridores serán castigados con la ley”, añadió el Ejecutivo.

Finalmente dijo que se harán modificaciones en la infraestructura, con espacios bien iluminados y vigilados, a la vista de todos, sin muros y sin peligro para las mujeres. (I)