Esmeraldas

Después de estar incluida en los últimos estados de excepción, Esmeraldas no fue considerada en el reciente decreto que emitió el Gobierno.

Por un periodo de 60 días rige un nuevo estado de excepción sin toque de queda en El Oro, Guayas, Manabí, Los Ríos, Santa Elena, Sucumbíos y Orellana, provincias que, según la Policía Nacional, concentran 1.920 muertes violentas, una cifra que representa cerca del 87 % del índice de asesinatos de todo el país. El mismo régimen se aplica en el cantón Camilo Ponce Enríquez, de Azuay.

Publicidad

Un tercer estado de excepción en este año: ¿las nuevas medidas podrán frenar las muertes violentas en Durán?

¿Qué pasó para que Esmeraldas no haya sido incluida en esa lista? Uno de los motivos radica en su reducción en el número de muertes violentas. En esta jurisdicción fronteriza del norte del país, que tenía altos índices de violencia, parece que se ha frenado ese escenario que atemorizó en el 2023.

En la ciudad hay una especie de sensación de tranquilidad, que ha llevado a reabrir locales comerciales, sitios de esparcimiento, gastronomía y concentración de público en lugares de reunión.

Los moradores creen que la presencia militar tiene efectos en esa provincia, donde Los Tiguerones tenían el dominio.

Publicidad

Por este clima de cierta tranquilidad que se percibe hay algunos negocios que se han animado a laborar hasta primeras horas de la madrugada, como los de alimentos y comidas rápidas, en los alrededores del parque Roberto Luis Cervantes, malecón de Las Palmas, Codesa y ciudadelas del sur, comentó Graciela Saltos, propietaria de un establecimiento en el parque Roberto Luis Cervantes.

Muertes violentas y secuestros bajaron su intensidad en la provincia de Esmeraldas, pero aún hay extorsiones rápidas

Los taxistas y pasajeros que se movilizan en las noches de la terminal terrestre de Esmeraldas dicen sentirse un poco más seguros para salir de sus casas o viajar.

Publicidad

Alejandro Soria, transportista, espera que se mantengan los controles militares y policiales.

Los delitos más relevantes en el 2023 y enero de este año fueron los homicidios violentos (sicariato), extorsiones, secuestros, microtráfico de drogas, que ubicaron a la capital esmeraldeña como la primera ciudad violenta del país.

Pero los asesinatos han ido en descenso este año. Solo en mayo se registraron dos crímenes tipo sicariato, del ciudadano venezolano Yirsso Quintero Chacón, que trabajaba transportando pasajeros en motocicleta, en el ingreso al barrio Nuevos Horizontes, y de un adolescente de unos 15 años, en el barrio 15 de Marzo, sur de la capital esmeraldeña.

Cinco horas de intervención cumplieron 1.100 uniformados de la fuerza pública en cárcel de Esmeraldas, este domingo 14

Unos creen que el control en la cárcel puede estar dando efectos. Meses atrás se estimaba que los delitos eran dirigidos desde el Centro de Privación de Libertad de Varones (CPLV) n.º 2 Esmeraldas, según un análisis realizado por la Fuerza de Tarea Conjunta Esmeraldas (FTCE).

Publicidad

Este recinto carcelario estaba considerado como la cuarta cárcel más peligrosa del país, que se había convertido en el centro de mando del grupo Los Tiguerones.

Ese centro carcelario funciona en la actualidad bajo el control de Fuerzas Armadas, desde la promulgación de los decretos ejecutivos 110 y 111 de enero pasado.

La aprehensión de sospechosos y sindicados ayudó a reducir los delitos en Esmeraldas. Foto: Policía Nacional

Uno de los aspectos que han incidido en Esmeraldas para registrar una incidencia en delitos es la ubicación geográfica. Esta provincia tiene una cercanía en la frontera con Colombia, que es determinante para el accionar de diferentes grupos terroristas que tienen su entorno con el narcotráfico, dijo Milton Rodríguez, comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta Esmeraldas.

Los grupos irregulares del vecino país intensifican enfrentamientos en el límite de frontera para mantener el control de la producción y comercialización de la droga y que trascendió hacia Esmeraldas.

Situación que incidió en San Lorenzo del Pailón, con dos bandas delictivas conocidas como Zona Franca y el Cementerio, que forman parte de Los Tiguerones.

En la capital esmeraldeña operan otros grupos que han protagonizado disputas territoriales, buscando reclutar a jóvenes en barrios y centros educativos, para tener el control del microtráfico a través de actividades delincuenciales que han generado el terror.

Fuerzas Armadas en operaciones antidelincuenciales y de seguridad en Esmeraldas. Foto: Luis Freire Adrián

Además, buscan infiltrarse en las instituciones públicas y privadas, así como también aprovechar las múltiples rutas marítimas y terrestres para el tráfico de armas, municiones, explosivos y el tránsito de la droga.

Esta dinámica criminal generó enfrentamientos entre estas organizaciones por sus rivalidades, lo que se evidenció con la supervivencia y protección a los principales cabecillas, algunos de ellos detenidos y otros sentenciados judicialmente.

Entre los asesinatos de mayor connotación en el 2023 constan la masacre en el puerto pesquero artesanal, de funcionarios de la Prefectura de Esmeraldas, dos líderes de la nacionalidad indígena chachi, en febrero de este año, entre otros.

Para el gobernador Javier Buitrón y Luis Suarez, jefe de operaciones policial del Comando Subzona Esmeraldas, estos delitos bajaron su intensidad, pero aún hay robos menores y extorsiones tipo exprés.

‘Se necesita mano dura en Esmeraldas porque no se está enfrentando al que roba carteras o aretes, sino a grupos con mejor armamento que militares o policías’

Los delincuentes envían mensajes extorsivos a dueños de locales solicitando dinero, como sucedió con la aprehensión de cuatro sospechosos por este delito en la ciudad de Esmeraldas, en esta semana.

Buitrón enfatizó en que se ha coordinado con Fuerzas Armadas, Policía y Esvial EP la inspección a las motocicletas, que en algunos casos son utilizadas por delincuentes para cometer atracos.

Dijo que como exoficial de Policía conoce la georreferenciación del delito en Esmeraldas, cuando por dos ocasiones dirigió los comandos de esta institución en esta provincia fronteriza.

Proyecto de reinserción de jóvenes

El Vicariato Apostólico con los dirigentes de 28 barrios de la ribera del río Esmeraldas lograron conseguir un acuerdo de paz y no agresión entre jóvenes y adolescentes inmersos en grupos delictivos.

En esta socialización trabajan el obispo Antonio Crameri y el sacerdote José Maeso, desde el año pasado. Juntos gestionaron crear pequeños emprendimientos para los jóvenes, como la venta de mariscos, víveres y otros.

Algunos jóvenes manifestaron al obispo Crameri que les ayuden para salir de las organizaciones delictivas, pues temen ser asesinados por grupos rivales o que la Policía los aprehendan en las intervenciones o allanamientos.

El programa se lo suspendió temporalmente por las incursiones y arrestos por el Bloque de Seguridad en sectores considerados conflictivos.

Adolescentes reclutados para el microtráfico

Al jefe policial de Antinarcóticos Luis Cifuentes le preocupa el reclutamiento de niños y adolescentes para el microtráfico y expendio de sustancias sujetas a fiscalización.

Tiene un promedio de uno a dos menores involucrados en este delito cuando son aprehendidos en los operativos y se les ha encontrado en su poder envolturas con diversos tipos de droga para la venta.

Por ello se coordina con la Dinapen, distritos del Ministerio de Educación y organizaciones barriales con campañas a los adolescentes sobre prevención de drogas.

Entre enero y lo que va de este mes de mayo, la Policía de Antinarcóticos incautó más de 3,3 toneladas de droga en esta provincia fronteriza (1.984 kilos de cocaína, 1.039 kilos de marihuana y 11.076 de pasta base de cocaína).

Las Fuerzas Armadas tienen un registro de 12,2 toneladas y 13.186 paquetes de sustancias sujetas a fiscalización incautados desde junio del 2022 hasta la fecha.

Además, 9 laboratorios de procesamiento de droga destruidos, 3 semisumergibles hallados, 11.733 galones de precursores químicos, 60.778 galones de combustible, 1.249 cilindros de GLP, 13 tanques tipo marciano, 54 hornos microondas, 12 congeladores, 70 balanzas, 8 plantas de luz, 7 cocinas industriales y 256 tanques de almacenamiento.

Otros resultados obtenidos en la jurisdicción de la FTCE de las 8.843 operaciones con 1.200 militares en este mismo periodo son: 218 allanamientos, 965 aprehendidos por varios delitos, 906 armas de fuego, 461 alimentadoras, 27.057 municiones, 94 armas traumáticas, 110 alimentadoras, 865 municiones, 787 equipo de intendencia, 4 drones y 122 cámaras de video incautados.

También 13 granadas, 944 explosivos, 823 armas blancas, $ 72.658, 66 vehículos,187 motos, 74 embarcaciones, 136 motores fuera de borda decomisados. 26 vehículos, 131 motos recuperadas, 6 maquinarias y 2 dragas para minería ilegal. (I)