NOTICIAS

Publicidad

Tras toma de planta de Chernóbil por parte de Rusia, OIEA no recibe datos de sistemas de monitoreo

Más de 200 funcionarios técnicos y guardas permanecen atrapados en el sitio.

Imagen de la central nuclar de Chernóbil, en una imagen de archivo. EFE/EPA/SERGEY DOLZHENKO Foto: EFE

Publicidad

Los sistemas que rastrean de forma remota el material nuclear en la planta de Chernóbil en Ucrania pararon de transmitir datos al organismo de vigilancia de la ONU, casi dos semanas después de que la central fuera tomada por Rusia, informó la agencia el martes.

Rafael Grossi, director del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), “indicó que la transmisión remota de datos de los sistemas de monitoreo de salvaguarda instalados en Chernóbil se perdieron”, señaló la entidad en un comunicado.

Por qué Chernóbil puede ser clave si Rusia invade Ucrania

El OIEA utiliza el término “salvaguarda” para referirse a las medidas técnicas que aplica al material y actividades nucleares para impedir el desarrollo de armas nucleares.

Publicidad

Rusia invadió Ucrania el 24 de febrero y tomó la planta de Chernóbil, sitio de un desastre en 1986 que dejó cientos de muertos y propagó contaminación radiactiva por Europa.

Más de 200 funcionarios técnicos y guardas permanecen atrapados en el sitio, trabajando 13 días seguidos bajo vigilancia rusa.

El Ejército ruso ocupa la antigua central nuclear de Chernobil en Ucrania

La situación para el personal “se agrava” en el sitio, dijo el OIEA citando al regulador nuclear ucraniano.

Publicidad

La agencia de la ONU pidió a Rusia permitir la rotación del personal porque el descanso y los horarios regulares de trabajo son cruciales para la seguridad del sitio.

“Estoy muy preocupado por la situación difícil y estresante del personal en la planta nuclear de Chernóbil y el potencial riesgo para la seguridad nuclear”, declaró Grossi.

Publicidad

El director del organismo nuclear de la ONU reiteró su oferta de viajar al sitio u otro lugar para asegurar “el compromiso con la seguridad” de las plantas nucleares para todas las partes.

Rusia también atacó y tomó la semana pasada la mayor central nuclear de Europa, Zaporiyia, lo que llevó a Kiev a denunciar el “terror nuclear” ruso.

Zaporiyia tiene seis reactores con un diseño más moderno y seguro que el que sufrió el derrame en Chernóbil.

Según el OIEA, dos reactores continúan funcionando y los niveles de radiación se mantienen estables. (I)

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad