GUAYAQUIL

Publicidad

‘Es algo como si se tragara vidrio’, dicen pacientes guayaquileños diagnosticados con la variante de COVID conocida como ‘el perro del infierno’

Cómo diferenciar los malestares y saber cuál genera más daños a largo plazo en el organismo.

En zonas del noroeste hay más casos de COVID-19, según médicos locales. Foto: Francisco Verni Foto: El Universo

Publicidad

¿Fiebre?, ¿dolor de cabeza?, ¿malestar? Son síntomas iniciales en infecciones virales, que actualmente se incrementan día a día en Guayaquil. Sin embargo, ¿cómo se puede diferenciar si la infección es ocasionada por un virus de SARS-CoV-2, que causa la enfermedad del COVID-19, o si es producto del virus de la influenza?

Ministerio de Salud alerta de incremento de infecciones respiratorias; ahora la influenza A/H3-N2 es la que reporta los casos más graves

Médicos locales explican que, según los cuadros de los pacientes que han llegado en los últimos días, hay una diferencia marcada entre los cuadros del coronavirus versus la influenza.

En centros médicos del noroeste, por ejemplo, hay más casos de COVID-19. El doctor Orlando Pin, quien tiene una clínica en Flor de Bastión, explica que en tres horas de atención ya se diagnosticaron siete casos de coronavirus, y que en su mayoría son de tipo ómicron, de la subvariante BQ1, a la que se conoce como “el perro del infierno”.

Publicidad

La prueba de PCR sigue siendo necesaria para diagnosticar el tipo de virus que ocasiona la enfermedad respiratoria. Foto: Francisco Verni Foto: El Universo

¿Y qué sienten los pacientes con esta subvariante?

Juan Carlos Samaniego, residente de Bastión Popular, comenta que fueron “punzadas” en la garganta por un día. Luego sentía como que se le cerraba la garganta y un malestar como si tragara vidrio. Esto luego de varias fiestas que tuvo la tarde y noche del pasado sábado.

Pin explica que, según los cuadros analizados con esta nueva subvariante, el principal síntoma es dolor de garganta, y son tan fuertes que los pacientes lo asemejan a tragar vidrio, por los hincones que producen. Además se manifiestan dolores articulares y rinorrea, la secreción nasal que ocasiona estar congestionado.

Publicidad

“La ómicron es una cepa que ataca más a la parte respiratoria alta, como si tuviera una gripe, inicialmente; pero, si no se trata a tiempo, si no se diagnostica con PCR, se viene una enfermedad larga con muchas secuelas”, manifesta Pin.

Los médicos expresaron que este tipo de variante causa muchas molestias a nivel de vías respiratorias altas y, por ese motivo, puede que no se la vea como peligrosa, como la delta, que se tomaba los pulmones con neumonía. No obstante, el daño de esta enfermedad se genera a través de los años, con algunas secuelas como cansancio o fibrosis pulmonar.

Publicidad

De cada 10 pacientes con síntomas respiratorios, la mitad da positivo en COVID-19 en el hospital Bicentenario

Por otro lado, están los pacientes que llegan con influenza, la cual puede tener algunas subvariantes, como influenza A (H1/N1), A (H3/N2), B.

Los pacientes que llegan con influenza presentan dolores de cabeza, malestar como trancazo, con decaimiento, además de tos.

María Pérez, habitante de la cooperativa Monte Sinaí, comenta que acudió al hospital del mismo nombre por un chequeo de su embarazo, pero tenía mucha congestión nasal y tos, por lo que se le realizó la prueba de hisopado para COVID-19 y le salió negativo.

“Los médicos me dijeron que tiene características de influenza, porque me siento muy congestionada”, explica la mujer.

Publicidad

Ella dice que, por cuestión de presupuesto, no se pudo hacer la prueba de la influenza en un laboratorio privado, pero le mandaron medicación para ello. “Es una tos que no para; malestar, cansancio, poca fiebre, casi nada. Pero te tumba igual este virus”, indica la mujer, quien no se ha logrado vacunar contra este virus. (I)

Redacción
Redacción

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Lo último

Pronóstico del tiempo para la mañana, tarde y noche de este viernes 27 de enero, según el Inamhi

Con respecto a la temperatura de este sábado, en el Litoral oscilarán entre los 21 °C y 33 °C.

Publicidad