A inicios de la década de los 80 en nuestro país había una notoria demanda insatisfecha en el mercado de los conductores eléctricos, adicionalmente en Guayaquil no existía una industria que se dedicara a esta actividad. Solo había un par de fábricas de este tipo en la capital, pero que no cubrían la demanda del mercado nacional.

Conscientes de esa carencia, un grupo de visionarios constituyó la compañía Electrocables C.A., que oficialmente empezó sus operaciones en 1983.

Y lo que comenzó con una producción de 20 toneladas de cobre al mes, con el tiempo alcanzó las 800 toneladas mensuales, que representan actualmente un 40 % de la capacidad instalada de la empresa. “Nuestra proyección en la producción de cobre es a 15 a 20 años para cubrir la demanda de conductores eléctricos”, afirma el Ing. Aquiles Guerrero Mosquera, gerente técnico de la empresa.

Evolución y tecnología

Electrocables inició sus operaciones con máquinas importadas de Italia, las cuales en su mayoría continúan operativas.

“Los cables eléctricos de cobre se usan normalmente para instalaciones residenciales y comerciales e industriales y los de aluminio para redes eléctricas públicas. En los 90 se hicieron las primeras reinversiones al incorporar una línea de trefilado para alambrón de aluminio con la cual se incrementó la capacidad la fabricación de conductores”, añade Guerrero.

Electrocables C.A. es una empresa familiar que tiene una integración vertical con otras empresas que se incorporaron al grupo industrial y que son sus principales proveedores de materias primas. Entre ellas están: Doltrex S.A., fabricante de compuestos de PVC, que es el material más usado para el aislamiento de conductores, y Kobrec S.A., que procesa el cátodo cobre para producir el alambrón.

Todos los procesos de fabricación que usa la empresa son de última tecnología lo que permite optimizar la producción y cumplir con los más altos estándares de calidad del mercado.

Con el tiempo se incorporaron al parque industrial de la empresa nuevas líneas de trefilación de desbaste para cobre y aluminio, líneas de trefilacion multihilos para alambres finos de cobre, líneas de trenzado de alta velocidad para el cableado de conductores de cobre y aluminio, desnudos y aislados y nuevas líneas de extrusión, proceso utilizado para el recubrimiento de los conductores.

Exportaciones y productos

Actualmente la compañía exporta conductores de cobre y aluminio aislados para varias aplicaciones. Esto representa alrededor del 40 % de su producción, que la destina a más de 12 países del continente incluidos Canadá y Estados Unidos. También cuenta con empresas propias que operan en el exterior como Electrocables USA, ubicada en el estado de la Florida, USA y Electrocables del Caribe, en Puerto Rico.

Electrocables C.A. posee certificaciones internacionales de calidad para sus productos como la UL (Underwriters Laboratories) de los Estados Unidos, CSA (Canadian Standards Association) de Canadá, CIDET (Centro de Investigación y Desarrollo del Sector Eléctrico) de Colombia, INEN (instituto Ecuatoriano de Normalización) de Ecuador, entre otras. Además de otras certificaciones de gestión de sistemas como ISO 9001-2015, BASC (Business Alliance for Secure Commerce).

Su equipo de 286 trabajadores, distribuidos entre la matriz en Guayaquil y una sucursal en Quito, ha estado al frente de importantes obras como el suministro de conductores para las líneas de transmisión de la interconexión eléctrica Ecuador-Colombia y Ecuador-Perú y el suministro de todos los conductores de media y baja tensión del nuevo aeropuerto Internacional Mariscal Sucre de Quito, también conocido como Tababela.

Ficha empresarial

  • Fecha de creación: Octubre de 1981.
  • Producto o servicio estrella: Conductores Eléctricos tipo THHN.
  • Número de empleados: 233 colaboradores en matriz (Guayaquil) y 23 en sucursal de Quito.
  • Ventas o ingresos al 2020: $56 millones.

HITOS

Desde sus inicios Electrocables ha sido pionero en la introducción al mercado ecuatoriano de nuevos productos que hasta ese entonces no eran fabricados, así, en 1983 se introdujeron los cables de aleación de aluminio 6201-T81 que reemplazaron a los conductores construidos con aleación de aluminio 5005-H19 con mejores prestaciones y características que estos últimos.

Posteriormente, en 1995, fue la primera empresa en introducir en el Ecuador los conductores tipo THHN con los que se daba un paso importante en la mejora de las instalaciones eléctricas de todo tipo, tanto en el área de prestaciones técnicas como de seguridad. Hasta ese entonces en el país solo se producían cables tipo TW, que al día de hoy prácticamente han desaparecido del mercado. Otro hecho importante se dio en 2006 cuando la empresa se vuelve pionera en la introducción al país de los conductores aislados para media tensión (de hasta 25.000 voltios), así como cables para uso de audio y video tipo Coaxial RG.

En el caso de soluciones para líneas de transmisión se incursionó en conductores tipo ACFR con núcleo de fibra de carbono. Finalmente, para poder atender al sector minero y petrolero, se realizó un joint venture con la empresa norteamericana Southwire, para proveer de cables especiales para el sector anteriormente mencionado.