El mediocampista japonés Takefusa Kubo acabó lesionado en el amistoso en que su selección goleó por 4-1 a Perú el pasado martes. Tras participar en los últimos 20 minutos de partido, el volante acudió al banquillo, se quitó las botas y comenzó a tocarse el tobillo izquierdo, que terminó dañado, como el propio futbolista reconoció.

En Inglaterra condenan a la ‘La Bebé del Diablo’ por acosar y chantajear a jugadores del Chelsea

Tiene ahora unas semanas de vacaciones para descansar y tratar de recuperarse para el comienzo de la pretemporada con la Real Sociedad, según publica diario Mundo Deportivo, de España.

“Vi cuánto sufriste por todo esto. Y yo al tuyo. Cometí un error. Me equivoqué contigo”, el mensaje de Neymar para pedir perdón por supuesta infidelidad

Y precisamente esa confusión por la lesión lo llevó a cometer un error o protagonizar un descuido que tuvo mucho eco. Nada más terminar el partido, Kubo intercambió su camiseta con el exrealista Álex Callens.

Publicidad

Pero al abandonar el campo y enfundarse una zamarra limpia que le dieron en ese momento, dejó caer al césped la elástica roja de Perú que le había regalado Callens y llevaba al hombro.

Esa imagen provocó un aluvión de reacciones enfurecidas de aficionados peruanos, que subrayaban el desprecio del realista por esa casaca. Takefusa tuvo que pedir perdón por Instagram. (D)