GUAYAQUIL

Publicidad

Comercio navideño ya se vive en zona del mercado Central: guayaquileños buscan ropa, regalos y decoraciones para fiestas

En esta época hay movimiento, entre otros factores, por el cobro del décimo tercer sueldo.

Publicidad

Decenas de personas aprovecharon la mañana y tarde de este sábado 3 de diciembre para hacer algunas compras navideñas en el centro de Guayaquil. El sector del mercado Central fue uno de los más concurridos para adquirir atuendos y decoraciones para la celebración de Navidad.

Mercado Cuatro Manzanas se tiñe de los colores navideños con la esperanza de ver renacer las ventas, como antes de la pandemia

Compradores aprovecharon el pago del fin de mes para adelantar compras para reuniones o presentaciones de los más pequeños del hogar.

En el sector comercial hay expectativa porque hasta el 24 de diciembre las empresas pagan el décimo tercer sueldo a los trabajadores en relación de dependencia.

Publicidad

En las calles 10 de Agosto, entre 6 de Marzo y Lorenzo de Garaycoa, hubo concentración de compradores. Los comerciantes de locales ofrecieron vestidos navideños, disfraces temáticos como de Papá Noel, Mamá Noel, duende navideño, reno, entre otros.

En la calle Sucre se vendieron disfraces navideños, además de gorros temáticos.

María Fernanda González junto con su hija Danna salieron a comprar un tutú, falda hecha de tul, de color rojo para una presentación.

“Ya tiene un body verde, los zapatos de ballet, solo le falta el tutú para completar el traje. No están tan caros, por eso vengo al centro para poder comprar todo de una, a veces no hay tallas en locales del norte”, comentó la residente de Urdenor.

Publicidad

Asimismo, vendedores informales se apostaron en las veredas para ofrecer ropa, gorros navideños, diademas y demás accesorios relacionados con la Navidad.

Una de ellas fue María, quien con sus dos hijas vende diademas a un dólar. Ella dijo que esperaba vender un poco más, que hay bastantes personas que recorren, pero no todas compran.

Publicidad

“Esperemos ya en los próximos días que se venda un poquito más, en un rato me voy a la plaza de la Administración, allá hay más clientela porque llegan visitantes, se quieren tomar fotos y compran”, expresó la mujer.

En las calles Pío Montúfar y Pedro Moncayo también se extendió el comercio navideño. Allí la venta mayor fue de pijamas, camisetas y demás vestimentas alusivas a la Navidad.

Algunos compradores llevaban al por mayor para vender en otras partes de la ciudad.

El ambiente navideño llegó a la calle Panamá y a sus plazoletas

Uno de ellos fue Juan Carlos, residente de Vergeles, que compró camisetas al por mayor. Él comentó que tiene un local en esa zona y que vende ropa para niños.

Publicidad

“A veces los padres no se compran nada, pero para los niños siempre hay cómo, entonces yo solo vendo para niños y niñas; vestidos, camisetas, pijamas”, dijo el comerciante.

Personal policial realizaba recorridos en las avenidas para prevenir cualquier inconveniente, sin embargo, entre los vendedores pasaban la voz de “cuidado le arranchan el celular” entre sus clientes. (I)

Redacción
Redacción

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad