Cristhian Intriago Cedeño, de 35 años, tiene tres hijas. Labora como coordinador de prevención en el Terminal Portuario de Guayaquil (TPG) y también es bombero voluntario.

Explicó que su día comienza a las 06:00, al realizar quehaceres domésticos junto a su esposa y atender a sus hijas menores. Luego se alista para acudir hacia su trabajo.

Dijo que por la pandemia de COVID-19 deben revisar a cada momento que se cumplan las normas de bioseguridad en esa terminal portuaria. Reflexionó que valora los momentos en compañía de su familia.

“Necesitamos cuidarnos en el trabajo para regresar a casa sanos”, expresó Intriago.

Recordó que tuvo que dejar a su familia durante varias semanas para atender a un tío que se contagió de COVID-19.

Rememoró los momentos que vivió cuando su esposa dio a luz a su tercera hija. Su primera hija nació cuando él tenía 15 años. Dijo que ha aprendido a ser un mejor padre. (I)