El Satélite de Sondeo de Exoplanetas en Tránsito (TESS, por sus siglas en inglés), se lanzó en 2018 por parte de la Nasa con el objetivo de buscar exoplanetas. Hasta ahora ha descubierto 17 planetas pequeños alrededor de 11 estrellas cercanas que son enanas M, estrellas más pequeñas que el Sol y más frías

Recientemente un grupo de astrónomos del Centro Harvard Smithsonian de Astrofísica detallaron en The Astronomical Journal que uno de estos planetas descubiertos, TOI-700d, es del tamaño de la Tierra y también se encuentra en la zona habitable de su estrella, lo que le permitiría que el agua (si la tuviera) permanezca líquida cuando hay atmósfera.

TOI-700d es uno de los tres planetas pequeños orbitando una M enana (su masa es 0.415 la del Sol) a unos 102 años luz de la Tierra.

El análisis de los datos de TOI-700d reveló que los tres exoplaneta eran similares en tamaño a la Tierra, con un radio de 1.04, 2.65 y 1.14 veces mayor que el de la Tierra, respectivamente, y períodos orbitales de 9.98, 16.05, y 37,42 días respectivamente.

En nuestro sistema solar, Mercurio orbita al sol en unos 88 días: está tan cerca del sol que su temperatura puede superar los 400 °C. Pero debido a que esta enana M es relativamente fría, la órbita de su tercer planeta, aunque mucho más cercana a su estrella que Mercurio al Sol, la coloca en la zona habitable. Con base en esto, TOI-700d tendría las características para albergar vida, detalla el portal Meteoweb.

TOI-700d podría ser rocoso y probablemente tener una rotación sincrónica, es decir, siempre mirando por el mismo lado hacia su estrella. (I)