Las autoridades colombianas incautaron en el municipio caribeño de Turbo, en el departamento de Antioquia (noroeste), un contenedor que estaba contaminado con 3,8 toneladas de cocaína que iban a ser enviadas a Alemania, informó este lunes la Armada.

La droga, detalló esa institución en un comunicado, al parecer pertenecía a un grupo asociado al Clan del Golfo, la principal banda criminal del país y cuyo máximo jefe, Dairo Antonio Usuga, alias Otoniel, fue detenido el mes pasado.

“El alijo fue hallado por Unidades de Guardacostas de Urabá, guiadas con información de Inteligencia Naval, en el interior de un contenedor de mercancía de exportación que se encontraba en un buque mercante y que estaría listo para zarpar desde la zona de fondeo Bahía Colombia, en Turbo, con destino final hacia Alemania”, agregó la información.

La droga estaba escondida en 217 cajas con 3.901 paquetes rectangulares que fueron transportados a la Estación de Guardacostas del Urabá, en donde las pruebas de la Fiscalía arrojaron positivo para clorhidrato de cocaína con un peso neto de 3.891 kilogramos.

En lo que va de 2021, la Fuerza Naval del Caribe ha incautado más de 132 toneladas de cocaína.

El pasado 25 de octubre, Estados Unidos anunció una nueva estrategia de lucha contra las drogas en Colombia, que tendrá como pilares la reducción de la producción, el desarrollo de las zonas rurales y la protección del medioambiente.

La Oficina de Política Nacional para el Control de Drogas de la Casa Blanca (ONDCP, por sus siglas en inglés) explicó en un comunicado los detalles de la iniciativa, producto de un grupo de trabajo conjunto para luchar contra los estupefacientes.

De acuerdo con la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC, en inglés), los cultivos de coca en Colombia se redujeron en 2020 a 143.000 hectáreas, 7 % menos que el área sembrada en 2019. (I)