Tulcán

El ciudadano venezolano Yorman Molina, de 25 años, fue baleado la noche de este jueves 2 a pocos metros de la terminal terrestre, en las calles Bolívar y Carabobo, en el sur de la ciudad de Tulcán.

La víctima presentaba siete heridas provocadas por arma de fuego: tres a la altura de la región del tórax, dos en la región lumbar e igual número en el antebrazo izquierdo.

Según el reporte policial, el incidente se inició en el redondel denominado Las Bolas, desde donde huyeron los agresores; uno de ellos, mientras corría, lanzó una granada que no se activó.

Publicidad

Informes preliminares dan cuenta de que cinco personas estaban discutiendo y luego una de ellas disparó contra Molina.

La esposa del occiso habría revelado a los investigadores que eran conocidos de él.

Tras la persecución y la oportuna presencia del eje preventivo policial fueron aprehendidos los cuatro inculpados en este suceso.

Balacera en el exterior de la terminal terrestre de Tulcán generó alarma entre la ciudadanía

Tres hombres fueron asesinados en menos de diez horas en la provincia de Esmeraldas

Pablo Yacelga, jefe del Distrito de Policía Tulcán, dijo que hubo reacción inmediata por parte de los efectivos policiales, y aseguró que él arribó al sitio a los dos minutos de registrado el hecho.

En la acción policial fueron retenidas una motocicleta, un arma de fuego marca Browning, 4 vainas percutidas de calibre 9 mm, una ojiva deformada y una granada de mano.

La Policía identificó a los detenidos como Efrén P. (39), Enrique R. (26), Royer J. (24) y Adolfo D. (24), todos de nacionalidad venezolana.

Publicidad

El suceso ha conmocionado a la población fronteriza. Los moradores de esa zona del sur de la ciudad, donde se han dado varios enfrentamientos con armas blancas, denunciaron que dos bandas de extranjeros se disputan el dominio de la comercialización de drogas y el tráfico de migrantes.

Grupo detenido la semana pasada quedó en libertad

La semana pasada, luego de tres meses de investigaciones, la Policía logró la aprehensión de un grupo mixto que era acusado de tráfico de migrantes.

Ahora, hay malestar en las autoridades policiales porque un juez dispuso la libertad y medidas sustitutivas para los 16 integrantes de esa presunta banda transnacional, integrada por ecuatorianos y venezolanos, que supuestamente se dedicaba al tráfico de migrantes.

Luis Garcés, director de Investigaciones Contra la Violencia de Género, informó que este grupo operaba en Tulcán en las inmediaciones de la terminal terrestre, donde captaban a ciudadanos extranjeros, especialmente haitianos, que eran llevados hacia Colombia por trochas o pasos irregulares luego del pago de $ 200 por persona. (I)