AP
LA HABANA.- Su obra es un homenaje al cine como lo conocimos hasta hoy, sin embargo, el director italiano Giuseppe Tornatore piensa que en la actualidad la tecnología provocará una  revolución radical del séptimo arte y con el tiempo todos podremos contar historias en imágenes.

Tornatore llegó a Cuba el pasado viernes para la presentación de un amplio ciclo de sus cintas, consideradas entre lo mejor de la filmografía europea en proceso.

El director reconoció que hay  un florecer de jóvenes que tienen un acercamiento a la imagen, estudian cine o disciplinas conexas no solo en América Latina, sino en todo el mundo.  "Creo que el cine en estos años está viviendo una revolución más radical de la que fue el paso del cine mudo al sonoro", comentó con periodistas el creador.

Publicidad

De alguna manera el séptimo arte está ganando  los derechos de la literatura. Hoy cualquiera puede escribir, pero no todos pueden hacer cine, explicó. Durante décadas hubo una  oligarquía de cineastas, pero la tecnología, el acceso a la misma y la facilidad de tenerla está  destruyendo estos privilegios en favor de los jóvenes y su ímpetu por contar historias mediante imágenes. Es algo positivo, dijo entusiasmado.

Jovial, de hablar pausado, casi tímido, Tornatore (nacido en Palermo en 1956) tenía previsto pasar el fin de semana en Cuba presentando algunas de sus obras, incluyendo la última de sus producciones  Baaría, la candidata italiana al Oscar y que podría repetir el éxito de otra pieza suya, ya legendaria,  Nuovo Cinema Paradiso. La decisión sobre el preciado galardón se dará a comienzos de febrero.

También tendrá una agenda de encuentros y recorrerá lugares de la isla que visita por primera vez, comentó.

Publicidad

El director italiano ya ganó un premio Oscar en 1988 en la categoría de Mejor película en lengua extranjera con  la producción Nuovo Cinema Paradiso, la cual,  además, obtuvo varios lauros en el Festival de Cine de Cannes.

En cuanto a   Baaría,  narra la vida de un niño en la localidad natal del propio director, una excusa para repasar la historia de Italia, durante el pasado siglo XX: desde el fascismo hasta los revolucionarios sesenta.

Publicidad

El ciclo de cine de Tornatore se extenderá más allá de la presencia del director e incluirá la exhibición de una decena de sus películas, entre ellas:  Malena, El hombre de las estrellas,  El camorrista y  La leyenda del pianista del océano.

Consultado por periodistas, el creador reconoció lo poco que sabía del cine cubano, una falla que, según manifestó a la prensa, tratará de  subsanar durante  este, su primer viaje a la isla.