Los ecuatorianos Richard Carapaz y Jefferson Cepeda figuran en el top 10 de la clasificación general de O Gran Camiño, prueba española que cumplió este sábado su penúltima etapa, con el danés Jonas Vingegaard en la cima.

Mientras la Locomotora remontó posiciones para ubicarse noveno, Cepeda mantiene el tercer lugar, aunque más distanciado del líder general tras la jornada que llevó al pelotón al Castillo de Rivadavia, donde Vingegaard logró extender su idilio con la prueba, ganador de cinco etapas consecutivas entre las dos últimas ediciones.

Jefferson Cepeda: Al final me quedé en pelea con dos ganadores del Tour de Francia

El danés cruzó la línea de meta con 29 segundos de diferencia sobre el lote perseguidor, que tuvo entre sus 18 componentes a Carapaz, Cepeda y Bernal.

Publicidad

Nadie le tose al doble campeón del Tour de Francia en la ronda gallega. Ezequiel Mosquera, su director, apostó fuerte por la presencia de Vingegaard y el líder del Team Visma Lease a Bike no le está fallando. Ayer firmó una colosal victoria y hoy desde el inicio de la etapa se vio que iba a dejar la piel por volver a subirse al podio.

Vingegaard disfruta de las carreteras gallegas pese al frío y la lluvia. Aquí inició su asalto al Tour en el 2023 y este año repite la táctica. Ni Bernal ni Carapaz ni Tarling le aguantaron. Tampoco un heroico Pablo Castrillo, que después de 80 kilómetros de escapada se entregó ante el demoledor ritmo del danés.

A más de 130 kilómetros de la línea de meta, Vingegaard ya mandó un mensaje metiéndose en un grupo en el que también estaban Bernal, Gaudu, Tarling y Carapaz, entre otros. El pelotón no tardó en alcanzarlos.

Publicidad

Poco después, Etxeberria, De la Cruz, Silva, Andreas Piccolo, Murguialday, Langellotti y Pablo Castrillo formaron un grupo que soñó con jugarse entre ellos la victoria cuando se vieron con más de seis minutos de ventaja sobre el pelotón.

Su sueño duró lo que quiso el Visma. El equipo de Vingegaard subió el ritmo cuando su jefe lo ordenó y poco a poco empezó a limar la desventaja. En el Alto do Couso, Vingegaard aceleró para rematar el trabajo de sus compañeros. Nadie del pelotón lo pudo seguir, y poco a poco el doble campeón del Tour empezó a cazar a los ciclistas que iban por delante.

Publicidad

Solo aguantó Castrillo. Pero no demasiado. Vingegaard es tan ambicioso que arriesgó para cazarlo y sumar su segunda victoria en otras tantas etapas -la primera no contó para la clasificación general por el mal tiempo-. El danés es el rey de O Gran Camiño, su carrera.

En la general manda Vingegaard, con 1 minuto 13 segundos sobre Bernal y 2 segundos más sobre el ecuatoriano Cepeda. Carapaz es noveno a 1 minuto 40 segundos.

La prueba se cierra este domingo con una fracción de 158,1 kilómetros entre Ponteareas y Tui. (D)