La mañana de este miércoles 20 de octubre, el gobierno de Guillermo Lasso anticipó su respuesta a las movilizaciones anunciadas por varias organizaciones sociales para el próximo 26 de octubre con una concentración de cientos de personas en la Plaza Grande y las declaraciones del mandatario desde el balcón del Palacio de Carondelet diciendo: “El 26 de octubre no van a poder incendiar edificios ni secuestrar a nadie. Si tenemos que empuñar la Constitución para enfrentar a los golpistas, lo haremos”.

“Debemos estar alertas para proteger a nuestra capital (...) gracias por acompañarnos esta mañana, vamos a defender a la democracia, que los triunviros de la conspiración comprendan que el pueblo se levanta para defender a la democracia ecuatoriana”, dijo Lasso casi al final de su discurso, frente a cientos de simpatizantes del Gobierno y militantes del Movimiento Creando Oportunidades (CREO) que se trasladaron a Quito, desde varias partes del país.

En un discurso que duró alrededor de media hora y se inició a las 11:20, Lasso agradeció la asistencia, dijo que Quito es Luz de América, es patria, prosperidad, alegría, desarrollo y, por eso, todos juntos van a defender a Quito.

Cientos de manifestantes que marchan a favor del Gobierno se concentran en la Plaza Grande

“Vamos a defender a Quito de aquellos que les gusta la violencia, de aquellos que les gusta incendiar edificios públicos y quieren secuestrar periodistas, aquí está el pueblo ecuatoriano para decirles que no lo vamos a permitir... aquellos que quieren imponer el capricho con su violencia, su agresividad, aquí está el pueblo ecuatoriano para defender a Quito y decirles que el 26 de octubre no van a poder incendiar edificios ni secuestrar a nadie”, aseguró.

Publicidad

Esto decía Lasso acompañado de su esposa, María de Lourdes Alcívar; la ministra de Gobierno, Alexandra Vela; el vicepresidente Alfredo Borrero y otros funcionarios; mientras que los simpatizantes coreaban frases como “Lasso presidente” y “Lasso no se ahueva, carajo”.

“El gobierno del encuentro los va a proteger porque estamos trabajando por la seguridad de la familia ecuatoriana, con el apoyo de las gloriosas Fuerzas Armadas junto con la Policía Nacional, daremos protección en todo el territorio ecuatoriano a toda la familia ecuatoriana. Estamos venciendo a la pandemia 10 millones de ecuatorianos vacunados con las dos dosis (...) hemos creado 200.000 empleos, no es suficiente, seguiremos trabajando (...) Siempre estaremos del lado de los más pobres del Ecuador, a ellos dedicamos el esfuerzo para luchar contra la desnutrición crónica infantil, otorgar el crédito del 1 % y a 30 años plazo (...) haremos respetar el precio oficial de los productos de primera necesidad...”, manifestó Lasso.

El mandatario agregó que su mano está extendida para aquellos asambleístas que de buena fe quieren dialogar para reactivar la economía ecuatoriana, para un diálogo democrático. “Pero si tenemos que empuñar con fuerza la Constitución para enfrentar a los golpistas, lo haremos con decisión talante y sin miedo”.

Mencionó a los asistentes de varias provincias y cantones del país y a los combatientes del Cenepa y concluyó diciendo: “Esta patria bella y grande será cada día más bella y grande en la medida que los conspiradores nos dejen trabajar, para hacer realidad el sueño de todos los ecuatorianos”.

En el interior del Palacio y antes de aparecer en el balcón, Lasso se reunió con los dirigentes de la movilización a favor del Gobierno, mencionó la vacunación y la generación de empleo, recordó que se ha declarado el estado de excepción en todo el territorio para que las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional salgan a patrullar las calles a cuidar la salud y seguridad de los ecuatorianos, frente al enemigo común: el narcotráfico.

Añadió que gran parte de los asaltos están conectados al problema de las drogas, problema que será enfocado con dos aristas: seguridad y salud públicas. Allí añadió que, en 45 días, empezarán créditos del Banco de Fomento al 1 % de interés y 30 años plazo, se han demorado a causa de la forma en que encontraron ese banco, agregó.

“Ya basta de intentos desestabilizadores de la democracia, unos en su agenda tienen como único punto la impunidad y este gobierno no va a promover la impunidad de aquellos que han robado cerca de $ 70.000 millones en los últimos catorce años, tampoco este gobierno está dispuesto a entregar espacios de poder para proteger beneficios económicos de pocos a cambio de votos”, añadió. (I)