Aunque pueda resultar sorprendente, a lo largo de la historia han resaltado varios niños niños prodigio que han marcado un hito. Estos se han destacado en diferentes ámbitos y han resaltado a pesar de su corta edad.

Pablo Picasso (1881-1973)

El pintor español Pablo Picasso es un referente de las artes plásticas a nivel mundial y un paradigma de la modernidad.

Considerado uno de los mejores pintores españoles de todos los tiempos y un representante del arte alrededor del mundo, quien además es el creador del cubismo.

Desde temprana edad comenzó a pintar, debido, entre otras cosas, a que su padre, José Ruiz y Blasco, era profesor de dibujo en la Real Academia de Bellas Artes de San Telmo. Con el apoyo de su padre, empezó a desarrollar sus habilidades en la pintura. A sus 8 años realizó su primera obra al óleo, El picador amarillo, después de asistir a una corrida de toros. Posteriormente, a sus 15 años logró su primera exposición en Barcelona.

Publicidad

Akrit Jaswal (1993)

Este niño de India realizó su primera intervención quirúrgica de éxito cuando contaba solo 7 años de edad, en la que procedió a separar los dedos de una niña que se habían quemado. Es por esto que fue conocido como “el niño cirujano”.

A los diez meses caminaba y hablaba, a los 2 años escribía, a los 5 años dominaba el inglés y a los 9 incluso trabajaba como profesor.

Michael Kearney (1984)

Con tan solo 10 años logró aparecer en el Libro Guinness de los récords. El niño de origen hawaiano ya contaba con un título universitario a esa corta edad. Tras este hecho, obtuvo más títulos académicos, por lo que se convirtió en el joven con mayor número de titulaciones y premios académicos.

Además, ganó un millón de dólares en un concurso televisivo llamado Gold Rush de AOL, en 2006. Kearney fue diagnosticado con un trastorno por déficit de atención con hiperactividad.

Publicidad

Wolfgang Amadeus Mozart (1756-1791)

El compositor austriaco Wolfgang Amadeus Mozart.

Está considerado como uno de los mejores compositores de música de todos los tiempos. A la edad de 5 años ya componía sus obras, que eran muy alabadas por la nobleza y realeza de Austria.

Asimismo, a los 8 años logró su primera sinfonía y con 12 concluyó la creación de su primera ópera. Por esto y más, logró ser contratado como músico para la corte de Salzburgo a la edad de 17 años.

Kim Ung-Yong (1962)

Es uno de los niños prodigio más importantes que ha tenido la historia. Comenzó a hablar cuando tenía 6 meses de edad. A sus 3 años ya era capaz de leer no solo en su lengua de origen, sino también en japonés, en inglés y en alemán. Además, comenzó un curso sobre física en la Universidad de Harvard, en la que estuvo hasta los 6 años.

A los 7 años estuvo desarrollando ciertas actividades para la NASA. Kim cuenta con un coeficiente intelectual de 210.