GUAYAQUIL

Publicidad

Fiebre, tos con flema y vómito: así llegan bebés y niños por emergencia a hospitales de Guayaquil ante aumento de casos respiratorios

En la ciudad hay circulación y el contagio de virus, como los de la influenza, del COVID-19, el sincitial respiratorio, adenovirus, entre otros.

Los bebés son los que padecen mayor complicación en enfermedades respiratorias debido a que la flema les obstruye la respiración. Foto: El Universo

Publicidad

“Vomitó tres veces de madrugada; el vómito era pura flema, y no paraba de llorar. No hemos dormido de la preocupación”, contó David, quien llegó este jueves junto con su esposa y su bebé de un año y medio al Área de Emergencia del hospital de niños Francisco de Icaza Bustamante, en las calles Pedro Moncayo y Gómez Rendón.

‘Los virus mutan, por eso es importante vacunarse, por prevención. No hay que subestimarlos’: la tripledemia es más común en Guayaquil de lo que cree

Tanto él como otros padres acudieron por similar situación con sus pequeños: complicaciones graves por virus respiratorios, que aumentan en Guayaquil.

Pediatras y otros médicos especialistas explicaron que actualmente se registra una situación epidemiológica compleja, ya que confluyen algunos virus en este momento en Guayaquil.

Publicidad

Se reporta la circulación y el contagio de virus como los de la influenza, SARS-CoV-2, sincitial respiratorio, adenovirus, entre otros más que complican al paciente y hacen que acuda tanto a Emergencia como a Consulta Externa, según detalló el médico internista Alberto Campodónico.

En el hospital Roberto Gilbert, de la Junta de Beneficencia de Guayaquil, en lo que va del año se han realizado 1.890 atenciones por complicaciones respiratorias, entre esas principalmente neumonía y bronquitis.

En exteriores del hospital Francisco de Icaza Bustamante, padres esperan recibir noticias de sus hijos, muchos de ellos ingresados por complicaciones respiratorias. Foto: Francisco Verni. Foto: El Universo

La mañana de este jueves, 24 de noviembre, al hospital Francisco de Icaza Bustamante llegaron varias familias con sus bebés y niños que tenían graves complicaciones respiratorias. Los síntomas más complejos eran disnea (dificultad para respirar), descompensación, falta de aire y fiebre que no bajaba pese a haber tomado paracetamol.

Publicidad

David comentó que llevó a su bebé a dos pediatras que le mandaron varios medicamentos, pero con ninguno vio una mejora. “Ya cuando vimos que la fiebre seguía a pesar del remedio, dijimos: ‘Esto está mal’. Luego empezó a ahogarse: era que tenía la flema que le tapaba la garganta, y ahí vino el vómito. Nosotros vivimos en Chongón; no sabíamos cómo traerla acá de madrugada”, dijo el hombre.

La bebé ingresó por Emergencia. Otros menores, que presentaban tos fuerte pero que estaban estables, fueron atendidos por Consulta Externa.

Publicidad

El doctor Orlando Pin explicó que hay un aumento de un 25 % de casos de complicaciones respiratorias en bebés y niños debido a la poca inmunidad que presentan, ya que otros años han tenido de forma constante la mascarilla debido a la pandemia del COVID-19.

Médicos aconsejaron que durante los primeros síntomas lleven a los niños a una consulta médica para evitar complicación; además, que se realice la vacunación a tiempo. Foto: Carlos Barros - El Universo. Foto: El Universo

El doctor Vladimir Vélez señaló que hay casos del virus sincitial respiratorio, que tiene mucho que ver con los casos de tripledemia que se ven en las consultas de los menores.

Los médicos aconsejan que los padres sigan protegiendo a sus hijos con el uso de la mascarilla; que al primer síntoma estén alertas, porque, cuando ya han pasado más de cuatro días y siguen con fiebre alta y más síntomas, se pueden empeorar y necesitar hospitalización. (I)

Redacción
Redacción

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad