El abogado Alfredo Arboleda, representante legal del empresario y político Alfredo Adum, confirmó que se ratificó el estado de inocencia de su defendido en la causa judicial abierta por presunto delito de fraude procesal. Aquella resolución se adoptó en la audiencia de juicio que estuvo presidida por los miembros de un tribunal de Garantías Penales, en la Unidad Judicial Penal Norte 2 (Albán Borja), en el norte de Guayaquil, la tarde de este lunes 4 de octubre.

Adum figuraba como parte de los cuatro procesados en esta investigación que se abrió a partir del accidente aéreo suscitado el 8 de junio del año pasado cuando una avioneta, que era ocupada por Daniel Salcedo Bonilla y otros acompañantes, cayó en la zona fronteriza de Tumbes, en Perú. A partir de ahí, la Fiscalía abrió la indagación en contra de ellos y además de Adum, quien figuraba como propietario de la aeronave. En ese accidente aéreo murió el piloto Alfredo Espinoza.

Luego de las pruebas aportadas y de la intervención de la defensa técnica, a la Fiscalía no le quedó nada más que determinar y aceptar ante el tribunal que dentro del proceso no existe ninguna prueba que pueda mencionar al señor Alfredo Adum. En virtud de aquello, la Fiscalía retiró la acusación en su contra, ratificándose el estado de inocencia de mi defendido”, señaló Arboleda y agregó que en virtud de aquello el tribunal ratificó el estado de inocencia de su defendido.

Defensa de Alfredo Adum insiste en que avioneta fue robada

En diciembre pasado, un primer tribunal, integrado por José Cañizares, Dora Vargas y Mónica Abad, dictó sentencia de cuatro años de prisión en contra de Salcedo y Franklin Lara, en calidad de autores, y además de Jocelyn Mieles, como coautora. En ese entonces, la etapa de juzgamiento quedó suspendida para Adum debido a su estado de salud, ya que padece una enfermedad catastrófica, según versiones de su defensa legal.

Actualmente, Salcedo se mantiene en la prisión de El Inca de Quito y tiene otras dos sentencias de primera instancia.

El pasado 5 de julio, un Tribunal de Garantías Penales dictaminó trece años de prisión para Salcedo por el delito de peculado en la compra de fundas para cadáveres en el hospital Los Ceibos del Seguro Social (IESS). Mientras, el 17 de agosto del presente año, una jueza penal de Pichincha resolvió que el ciudadano debe cumplir tres años de privación de libertad por el ingreso de artículos prohibidos a la cárcel. (I)