Cerca de las 05:00, un grupo de antisociales entró en una farmacia del sector de Tumbaco y detonó un cajero automático. Por el daño de este pudieron llevarse 60.000 dólares en efectivo, informaron miembros de la Policía que investigan el crimen. El delito se llevó a cabo de manera rápida, pues, de acuerdo con las autoridades, no tardó más de cuatro minutos.

A través de los videos de las cámaras de seguridad se observó cómo un hombre rompió el cristal de la farmacia para entrar y atacar el cajero automático. Las autoridades han confirmado que son cinco personas las sospechosas del ilícito.

Según agentes de la Subdirección de Investigación de Delitos Contra la Propiedad Brigada Anticriminal (Siprobac), la explosión de esta mañana fue ocasionada por un artefacto improvisado. Explicaron que fue fabricado con un tanque de gas y una batería.

Este es el tercer suceso relacionado a robos de cajeros automáticos en la ciudad en los últimos 30 días.

La semana anterior, el miércoles 9 de junio, algo similar sucedió en el sector de El Bosque, donde un cajero automático fue detonado en la parte externa de una farmacia. En esa ocasión, se pudo apreciar en las cámaras la actuación de dos personas que bajaron de un vehículo todoterreno.

Delincuentes explotaron un cajero automático en el norte de Quito

Ambos incidentes ocurrieron en horas similares, sin embargo, el primer robo no se concretó, pues, aunque el cajero se desprendió de la pared, no pudieron extraer el dinero.

Antes de estos sucesos, en Quito una banda dedicada al ilícito del robo de cajeros fue detenida. Ellos intentaron extraer dinero de tres cajeros en el norte capitalino. Cinco hombres de nacionalidad chilena, con antecedentes penales en su país fueron detenidos y puestos a órdenes de las autoridades. (I)