Más de 400 bomberos combaten este domingo un gran incendio forestal en la Serra da Estrela, en el centro de Portugal, que empezó en la madrugada del sábado y ya afecta a dos municipios.

El fuego, que empezó en Covilhã, a unos 50 kilómetros de la frontera con las provincias españolas de Salamanca y Cáceres, reúne a unos 420 efectivos, más de un centenar de vehículos de extinción terrestre y casi una decena de medios aéreos, según datos de Protección Civil portuguesa.

Las llamas alcanzaron durante la tarde de este domingo el municipio vecino de Manteigas.

Publicidad

EFE/EPA/PAULO CUNHA Foto: PAULO CUNHA

Tres bomberos resultaron heridos leves y fue necesario evacuar una playa fluvial por precaución, según explicó el comandante de Protección Civil José Miranda a la cadena estatal RTP3.

El fuego también obligó a cortar una carretera nacional.

El difícil acceso a la zona donde se concentran las llamas está dificultando el trabajo de los efectivos de combate.

Este domingo también se declaró otro incendio forestal en Condeixa-a-Nova, en el distrito central de Coimbra, que ya fue controlado.

Publicidad

Casi 70 municipios del norte y centro de Portugal están este domingo en riesgo máximo de incendio, según el Instituto Portugués del Mar y la Atmósfera (IPMA).