El COE nacional y las autoridades decidieron que los sectores públicos y privados regresen al trabajo presencial a partir del 1 de julio, sin embargo el Colegio de Médicos del Guayas (CMG) consideramos que no es una medida acertada, al igual que las clases presenciales, porque:

Recién se ha vacunado contra el COVID, con ambas dosis, a algo más de 1 millón de personas, estamos lejos de la inmunidad de rebaño vacunando total y completamente (en dos a tres semanas después de la segunda dosis) a 10 millones de personas. De acuerdo con lo ofrecido por el presidente Guillermo Lasso, esta meta se lograría el 31 de agosto, por lo que septiembre será clave, para ir tomando este tipo de medidas.

Existen ciudadanos que realizan trabajo virtual, en gran medida pacientes con comorbilidades: obesos, diabéticos, hipertensos, enfermedades catastróficas, inmunodeprimidos, etc., para quienes sería riesgoso en las actuales condiciones ir al trabajo, dado que muchos de ellos aún no han sido vacunados, o han recibido una sola dosis. Mención especial merecen los convalecientes de COVID o con COVID prolongado, a quienes la enfermedad les ha dejado graves secuelas, en especial respiratorias y algunas tardarán mucho tiempo en desaparecer, incluso no totalmente; ellos deben mantener la modalidad de trabajo virtual. En caso de haber apuro, podrían regresar solo aquellos que estén completamente vacunados, manteniendo siempre las medidas de bioseguridad, y para trabajo o actividades que ameriten la presencialidad para su óptima ejecución. Ciertas disposiciones últimamente generan falsa sensación de seguridad, muchos confunden relajamiento con relajo, lo cual podría traer repunte de la enfermedad. Hay actividades que se pueden seguir realizando online. (O)

Wilson Tenorio Mina, y Francisco Plaza Bohórquez, doctores, presidente, y comisionado de salud, en su orden, del CMG; Guayaquil