Casi tres décadas han pasado desde la muerte del piloto Ayrton Senna da Silva, 29 años para ser exactos y su recuerdo sigue latente en la memoria de la presentadora Xuxa Meneghel, mejor conocida como la “Reina de los bajitos”.

La también actriz y cantante de 60 años vivió un romance con el piloto brasileño unos años antes de su trágica muerte el 1 de mayo de 1994, tras perder el control de su monoplaza durante el Gran Premio de San Marino, en Italia.

Para ese entonces Ayrton Senna ya tenía un noviazgo con Adriane Galisteu pues la relación con Xuxa no prosperó, a pesar de que en sus apariciones juntos la pareja emocionaba al público y a la prensa, y con la muerte del piloto se llegó a considerar a la presentadora como su viuda.

Publicidad

El noviazgo se terminó en 1990 y aunque se creía que la distancia y los compromisos laborales de cada uno fue la razón de la separación, Xuxa Meneghel reveló la verdad y expuso el nombre de la mujer que se interpuso entre los dos.

La reina de los programas infantiles abrió su corazón en el podcast “Quem Pode, Pod”, de Fernanda Paes Leme y Giovanna Ewbank, que se transmitió en YouTube el pasado 11 de julio y allí habló de la historia de amor que marcó su vida, después de la traumática relación que tuvo con Pelé, pero que finalmente sufrió su última estocada con la muerte de Ayrton Senna.

“Estuvimos juntos durante dos años, y después de que nos separamos, todavía nos veíamos, con citas y todo. Pero, después de que empezó a salir con Adriane Galisteu, fue muy fiel. Y luego vino la fatalidad”, es uno de los extractos de las declaraciones de Xuxa que reseña CNN Brasil.

Publicidad

En medio de sus confesiones admitió que ella no valoró la relación a pesar de estar enamorada de él, pero además atribuyó la ruptura con el piloto de Williams a Marlene Mattos, la empresaria y mánager de Xuxa con quien finalmente cortó relación en el 2002.

“Ella me dijo: ‘Tienes que elegir entre tu profesión o tu amor. Porque si él pasa por esa puerta, yo salgo por la otra’. Y entonces ya sabes cuál fue mi elección, fui una idiota. Imaginé que más adelante lo encontraría, ya no estaría con Marlene y estaríamos juntos. Pero no se pudo. Yo me quedo con lo que tengo hoy”, dice.

Publicidad

Cuando la pareja rompió con el noviazgo ambos estaban en los puntos álgidos de su carrera. Ella era una presentadora reconocida que se enfocó en su programa de televisión el cual grababa de lunes a sábado, además de todas las presentaciones y shows que colmaban su agenda.

Él ya era considerado el piloto más rápido de la Fórmula 1, tanto así que sumó tres títulos mundiales, así lo recuerda el medio argentino Infobae donde además reseñan otras declaraciones de la presentadora en “Xuxa, o Documentário”, la bioserie de la modelo que se estrenó el 13 de agoto en la plataforma de streaming Globoplay.

Allí recordó que su primera cita con el piloto duró 10 horas y que sintió la conexión desde aquel encuentro. Pero, admitió que “así como él quería a una persona que lo acompañase en los grandes premios, yo quería a alguien que me acompañase a mis compromisos”.

El medio argentino también recuerda unas declaraciones de Ayrton Senna en agosto de 1990, pocos meses después de la ruptura.

Publicidad

“El gran problema es que Xuxa delira por su profesión y simplemente se encierra en su mundo. Creo que fui uno de los únicos que pude entrar en él. No tiene tiempo para pensar en una familia y tener hijos”, dijo entonces el piloto quien luego admitió su deseo de formar una familia con ella, aunque querían cosas distintas.

“Puedo decir que una sola vez en toda mi vida sentí aquí dentro el deseo de tener una nueva familia. Una sola vez en toda mi vida soñé con tener un hijo. Fue con ella. Con Xuxa”, admitió. (E)

Te recomendamos estas noticias