Por diferentes causas una persona puede ser víctima de estrés y ansiedad. Existen técnicas para manejar de la mejor manera estas situaciones, y las bebidas o tés a base de productos naturales ayudan mucho. En todo caso, se aconseja no agregarles azúcar, ya que esta es un estimulante y contrasta con el efecto tranquilizante.

Té de valeriana

Publicidad

La valeriana es un potente relajante del sistema nervioso central, debido a que posee propiedades hipnóticas que son de gran ayuda para las personas con insomnio. Sus efectos sedantes y tranquilizantes la hacen indicada para casos de nerviosismo y estrés, pero también para la depresión, palpitaciones, vómitos, agotamiento o incluso problemas de inflamación intestinal. Sin embargo, está contraindicada en personas que están tomando medicamentos sedantes o que afectan al sistema nervioso central; tampoco se recomienda su uso en embarazo y lactancia.

Té de tilo

Se considera que esta planta alivia el estrés y relaja los músculos gracias a su poder antiespasmódico; además, reduce la ansiedad, gracias a su poder sedante que alivia los nervios. Así también, contribuye a obtener un mejor descanso nocturno. De todas formas, las personas que presentan obstrucción de las vías biliares no deben consumirlo; además, consulte con su médico si está tomando anticoagulantes.

Té de toronjil

Entre las varias propiedades que se le atribuyen, una de las más relevantes es su efecto relajante y sedante, que contribuye a rebajar la agitación o los estados de ánimo alterados, como la depresión o la ansiedad. Así también, contribuye a favorecer el sueño. No obstante, no es recomendable su consumo en casos de embarazo o en personas que tienen problemas tiroideos. Además, su consumo excesivo podría provocar alergias, náuseas y vómitos.

Agua de coco

Se considera que su alto contenido de vitamina B ayuda a aumentar los niveles de energía, lo que reduce la ansiedad en el organismo. Por otra parte, gracias a su contenido de magnesio y potasio es un buen relajante de los músculos y ayuda a mejorar la circulación sanguínea.

Leche

Se considera que la leche, entre otras muchas propiedades alimenticias, contiene triptófano, que ayuda a relajarse y además a mejorar el humor. Este aminoácido esencial también es necesario para el mantenimiento de las proteínas, músculos, enzimas y neurotransmisores del cuerpo. (I)

Fuentes: Nutrición y Farmacia | Psicología y mente | Gastrolabweb