La Asociación Ecuatoriana de Cuidados Paliativos (Asecup) cuestionó la decisión de la Corte Constitucional (CC) que abrió la posibilidad para que se aplique en Ecuador la eutanasia.

En un comunicado, mencionó que es una organización que promueve la atención a personas con enfermedades crónicas, avanzadas y con pronóstico de vida limitado.

Siete de los nueve jueces de la CC dieron paso a una demanda que presentó Paola Roldán, quien había pedido declarar la inconstitucionalidad condicionada del artículo 144 del Código Orgánico Integral Penal (COIP), que se refiere al homicidio simple y se sanciona con prisión de entre diez y trece años.

Publicidad

Roldán padece esclerosis lateral amiotrófica (ELA), un mal neuromotor que degenera paulatinamente los músculos del cuerpo de las personas e impide controlar el movimiento de las extremidades.

‘La eutanasia desconoce la dignidad de todas las personas’, Conferencia Episcopal Ecuatoriana se pronuncia por fallo de Corte Constitucional

Según esa asociación, la eutanasia no es una cuestión médica, sino una práctica contraria al deber ser del profesional sanitario, pues —argumentó— la función de los médicos y del personal de salud es promover la salud, la prevención de la enfermedad, el tratamiento y, cuando ya no sea posible sanar, aliviar su dolor y acompañar.

Señaló que el proyecto de ley de cuidados paliativos que se tramita en la Asamblea, presentado en 2021, tiene el objetivo de que toda persona tenga acceso a servicios de cuidados paliativos integrales, incluido el alivio del dolor y el acompañamiento profesional si sufre una enfermedad progresiva y avanzada.

Publicidad

La ley evitaría que esos pacientes vean a la eutanasia como su única alternativa, opinó la asociación.

Con una normativa que dé paso a servicios de cuidados paliativos —añadió— se reconoce la dignidad de las personas y se respeta su deseo de vivir con el menor sufrimiento y con el mayor bienestar posible.

Publicidad

¿En qué condiciones se puede aplicar la eutanasia en Ecuador?

Agregó que, como alternativa paliativa cuando el sufrimiento al final de la vida es intolerable, es la sedación paliativa mediante el empleo proporcional y controlado de fármacos que reducen la consciencia y el sufrimiento del paciente mientras se produce el proceso natural de la muerte.

No es la única organización que está en contra de la eutanasia. Hace pocos días, la Conferencia Episcopal Ecuatoriana (CEE) también cuestionó la decisión de la Corte. (I)