Generar rentabilidad a partir del ahorro es uno de los principales objetivos de quienes planifican alcanzar alguna meta. Las alternativas son variadas, están las cuentas bancarias, acciones, certificados de depósito a plazos, fondos de inversión, entre otras figuras.

Esta última opción es la que actualmente las empresas administradoras de fondos y fideicomisos buscan diversificar entre los inversionistas de mediano y corto alcance, sean personas naturales o pequeñas y medianas empresas.

El mecanismo implica el depósito de los valores en una de estas empresas, que será la encargada de invertirlos en el mercado productivo.

“No es lo mismo que una persona invierta 100 dólares, a diez que invierten lo mismo, ya estamos hablando de un capital interesante para poder invertir”, explica el analista de riesgos financieros Julio Mayorga.

Publicidad

Este tipo de fondos es de renta variable al 100%, con portafolios que están completamente diversificados, asegurando que el capital más el rendimiento se vaya reinvirtiendo de manera diaria.

En nuestro medio las fiduciarias se han dado a conocer por su enfoque en el sector corporativo e inmobiliario, sin embargo, según las líneas de fondos de inversión que ofrece cada compañía, pueden convertirse en una alternativa de ahorro rentable con montos de inversión que van desde $ 25, $ 50, $ 100.

“Es una buena opción para quienes deseen invertir sus ahorros o excedentes de liquidez, y luego planificar objetivos a mediano y a largo plazo, tales como educación, jubilación o vivienda propia”, explica Rafael Sandoval V., MBA, gerente general de Zion Administradora de Fondos y Fideicomisos.

Por otro lado, el especialista Julio Mayorga detalla que cada fondo tiene su naturaleza con diferentes periodos de permanencia. “Mientras mayor tiempo esté el dinero en el fondo, mayor es la tasa de interés que gana el inversionista”.

A través de plataformas web o aplicaciones, algunas fiduciarias proporcionan información detallada de sus líneas de fondos de inversión, permanencia mínima, rubro de aporte inicial, rendimiento anual proyectado, objetivos, entre otros datos.

Tomar en cuenta la seguridad

Es importante que el usuario lea y comprenda cada una de las características de las diferentes líneas de fondos de inversión, hasta dar con la que se adapte a sus necesidades. Para Mayorga, por ejemplo, los fondos son una buena opción para ahorrar, pero pensados a largo plazo.

Publicidad

También recomienda tener en cuenta algunos temas para asegurarse de que el dinero llegue a buenas manos, uno de ellos es la transparencia que brinde la Administradora de Fondos a los inversionistas.

Sandoval, gerente de Zion Administradora de Fondos y Fideicomisos, afirma que pese a que este tipo de compañías no están obligadas en tener calificación de riesgo, ellos lo hacen para brindar más seguridad a sus clientes.

En este punto coincide Mayorga, quien aconseja al usuario elegir una empresa que esté autorizada por la Superintendencia de Compañías y que cuente con calificación de riesgo AAA otorgada por una calificadora local.

Además analizar las condiciones del fondo en el que se está invirtiendo, principalmente el período de permanencia, las multas por los rescates (retiro del dinero ahorrado) y el porcentaje de fluctuación de la tasa de rentabilidad. (I)