NOTICIAS

Publicidad

Darío Herrera: El todo o nada no funciona; lo importante es seguir y continuar con el diálogo

El ministro de Transporte fue el representante del Gobierno para participar de los diálogos con la Conaie, Feine y Fenocin, sobre focalización de subsidios.

Darío Herrera, ministro de Transporte y Obras Públicas, participó en diálogos entre el Gobierno y las organizaciones sociales e indígenas. Foto: Archivo. Foto: Cortesía Ministerio de Transporte

Publicidad

El ministro de Transporte, Darío Herrera, fue la cabeza de la delegación del Gobierno que envió el presidente de la República, Guillermo Lasso, para participar en los diálogos con los movimientos indígenas de la Conaie, Feine y Fenocin, en materia de focalización de subsidios a los combustibles.

Esta mesa fue la única de las diez mesas técnicas que se conformaron después del paro nacional de 18 días de junio que trabajó en los 90 días, debido a su complejidad.

El ministro resaltó la apertura del régimen para escuchar y dar respuesta a las demandas del movimiento social, aunque cree que para dar paso a una focalización de subsidios se requiere dialogar con todos los sectores productivos.

Publicidad

”No hay que preocuparse, porque, si no nos ponemos de acuerdo hoy, será mañana. El Gobierno está siempre abierto al diálogo con todos los sectores. Tenemos que llegar a un concierto nacional; no es solo de hablar con todos los grupos, sino involucrar al resto de grupos, que tendrán mucho que decir”, manifestó este 14 de octubre, horas antes de que se cierre el plazo de 90 días que fijó la Conferencia Episcopal Ecuatoriana (CEE) para que las partes dialoguen.

La complejidad de encontrar acuerdos en esta área puso en tensión los diálogos por varios momentos. Uno de ellos fue la tarde del 13 de octubre, cuando el acta de cierre de la mesa se firmó sin acuerdos por el rechazo de la Conaie.

”Ayer (jueves) cerramos con un acta de no acuerdo global, aunque teníamos muchísimos acuerdos en la comisión técnica. Y, obviamente, no pudimos cerrar por la posición de las organizaciones sociales, y en especial de la Conaie, y en especial de una sola persona, que fue del todo o nada: ‘O me apruebas todo o no te apruebo nada’ (…). Entonces, no es un diálogo: es una imposición”, dijo Herrera.

Publicidad

La posición tomada por el movimiento varió y se reinstalaron los diálogos, con el carácter de urgentes, la mañana del viernes.

”Vi que reflexionaron de poder dialogar en beneficio de todos. Vamos a trabajar y ver si nos ponemos de acuerdo”, añadió la autoridad.

Publicidad

”Hemos tenido mecanismos, hemos dialogado, pero siempre debe haber respeto, una metodología de trabajo. Si estamos de acuerdo en algunas cosas, aprobar temas parciales; y las cosas que no estamos de acuerdo las dejamos ahí. O quizás deberíamos preguntar a los sectores que podrían estar perjudicados o beneficiados por un incremento o un subsidio, y hablar con estos sectores. El todo o nada no funciona; lo importante es seguir y continuar con el diálogo”. (I)

Redacción
Redacción

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad